Ya llueve menos

Tras estos días de lluvia por estos lares, cosa que no es de abundancia por aquí, y después de una pertinaz sequía, y ya me refiero a la cosecha de nuestra Selección Nacional de Fútbol absoluta, que venía de perder dos partidos consecutivos frente a Irlanda del Norte y Suecia, ha vuelto al camino del triunfo, y además de forma justa y meritoria.

Está de moda poner en tela de juicio al seleccionador nacional Luis Aragonés, pero de momento se ha salido con la suya, y sus muchachos, sobre todo en el partido contra Islandia, demostraron tener las ideas muy claras de cómo vencer a un equipo muy disciplinado, y que rechaza jugar al fútbol, para centrarse única y exclusivamente en defender su portería. Los españoles, sobre todo en la segunda parte, tuvieron la paciencia y el empeño necesarios para que con su juego, técnica y estrategia, los tres puntos vitales que se estaban jugando cayeran del lado español.

Como no, tuvo que ser Iniesta, todo un valor en alza, el que tras una gran jugada de Villa (que maravilla), batiera al meta internacional islandés. Y destaco a Iniesta por que es un jugador de un valor incalculable, y lo digo como si el valor de los jugadores tuviese una tabla para calcularlo [esto solo lo saben hacer los intermediarios…], es un jugador polivalente, ambidiestro, disciplinado, técnico, desequilibrante, inteligente, y con un gran disparo. Está claro que debería jugar siempre.

Mi voto para Luis. Así que ahora, tres meses de descanso para el seleccionador que dejará su lugar en los medios de comunicación a los Capellos y Rjkaards, en el inminente desenlace final de la liga.

Con piel de cordero

Camuflados en la buena imagen y respaldados por la seguridad que les da el poder, acechan los lobos bajo la piel de cordero, tratando de hacer presa con la estrategia retrógrada y dictatorial, como la mutilación de la libertad de expresión que tanta sangre hizo brotar en un pasado reciente, y que tanto nos cuesta olvidar.

Y me pregunto si esto es verdad o es solo un sueño. ¿Es verdad que se pueda retroceder tanto?, o ¿solo es fruto de mi imaginación?. Y me sigo preguntando, y no soy capaz de lograr una respuesta que me haga pensar que lo mejor para un partido político sea hacer callar a los que opinan de forma diferente.

Retroceder tanto tiempo de golpe no puede ser bueno para nuestro organismo. Una lástima, porque que después de treinta y tantos años en los que hemos avanzado hacia un mundo en donde la libertad de opinión ha sido la base de nuestra evolución, de un día para otro y por una medida que queda fuera de todo modelo democrático que se precie, nos veamos acechados por unos lobos voraces y hambrientos.

Camino de primera

Éste es el camino que todos los aficionados del Real Murcia teníamos en mente al comienzo de la campaña, y efectivamente, en él estamos. Aunque algunos podamos añorar métodos y estrategias diferentes de las que el director de orquesta tiene en mente, y que todo sea dicho, jornada tras jornada, Lúcas Alcaraz sale victorioso de su apuesta resultadista, siempre claro está, con la aportación inestimable de los jugadores, que hacen un domingo sí y otro también, que el sistema empleado sea exitoso.

Pero sinceramente, me aburro, sufro, y a veces me desespero, con lo que veo desde mi posición como aficionado al fútbol, y muy pocas veces he terminado satisfecho con los méritos aportados por el equipo en el terreno de juego, aunque los 3 puntos en juego hayan caido de lado murcianista.

De todas formas tengo que ser sincero. Si al comienzo de temporada me hubieran dado a elegir entre, jugar de manera espectacular y estar en mitad de la tabla o aburrirme y a falta de 13 jornadas tener un pié en primera división, por supuesto hubiera elegido la segunda.

Que grande es el fútbol, el fin justifica los medios. Así que no nos queda otra, y ánimo Lucas, el objetivo está muy cerca.